Sábado, 20 Febrero 2021 14:41

La ONU pide a los Emiratos Arabes Unidos pruebas de que la hija del emir de Dubai sigue con vida

Valora este artículo
(0 votos)

Las Naciones Unidas (ONU) han pedido a los Emiratos Árabes Unidos (EAU) pruebas de que la hija desaparecida del gobernante de Dubai está viva.

 

Esta semana surgieron imágenes que muestran a la princesa Latifa diciendo que su padre, Mohammed bin Rashid Al Maktum, quien es el primer ministro de los Emiratos Árabes Unidos y el gobernante de Dubai, la retiene como rehén en la ciudad.

En el vídeo, que fue grabado en secreto en un cuarto de baño, la princesa dice que teme por su vida y que está prisionera en una casa a cargo de cinco policías.

La Comisión de Derechos Humanos de la ONU expresó su preocupación “por la situación a la luz de las perturbadoras pruebas de vídeo que surgieron esta semana”.

“Hemos pedido una prueba de vida; hemos pedido más información”, dijo el viernes Liz Throssell, portavoz de la agencia.

 

Anteriormente, un abogado que presentó el caso de Latifa a la ONU, Rodney Dixon, pidió al organismo mundial que abriera una investigación sobre el caso.

“La ONU necesita tener una reunión muy seria directamente con quienes la retienen y asegurarse de que se llegue a un acuerdo para que pueda ser liberada”, dijo a la BBC.

El vídeo, publicado por los amigos de Latifa, provocó la reacción de los aliados occidentales de los Emiratos Árabes Unidos, incluido el Reino Unido.

El primer ministro británico, Boris Johnson, pidió información sobre su bienestar y el secretario de Relaciones Exteriores, Dominic Raab, dijo a principios de esta semana que observaría cualquier desarrollo “muy de cerca”.

En febrero de 2018, Latifa había intentado escapar de Dubai con la ayuda de amigos.

En un video grabado justo antes de su fuga, se quejaba: “No se me permite conducir, no se me permite viajar ni salir de Dubai en absoluto”.

Pero fue devuelta por la fuerza a Dubai después de ser capturada por comandos indios en un barco en el Océano Índico.

Otra hija del jeque emir Mohammed desapareció en 2000, cuando tenía 19 años.

Sheija Shamsa Al Maktum escapó durante las vacaciones anuales de la familia en el Reino Unido, pero poco después fue devuelta al país.

Más tarde dijo que fue su padre quien envió “cuatro hombres para atraparme. Llevaban armas y me amenazaron” en las calles de Londres.

Shamsa no ha vuelto a ser vista en público desde entonces.

Visto 15 veces